Por un Comercio Accesible: La Entrada

Ayer se publicó el segundo artículo sobre Comercio Accesible en la Red Social Profesional del Sector Textil de España Comercialista.es

Cada vez que se piensa en un Diseño Accesible  para un proyecto nuevo, se establecen unos parámetros, que en muchos casos son erróneos o escasos. El cumplir la normativa vigente en tema de Accesibilidad para un nuevo comercio no debería ser el único parámetro a seguir por el empresario. Es preciso que todos los profesionales que intervienen en el proceso de diseño y ejecución del proyecto trabajen desde un principio con conceptos de Accesibilidad Universal y Diseño para Todos.

Hoy empezamos una serie de artículos donde se analizarán qué puntos de nuestro comercio podríamos reforzar para conseguir un negocio Accesible para Todos.

Entrada

La entrada se puede considerar como el punto más importante, ya que si no entra un cliente, se está perdiendo una potencial venta.

Cuando se está pensando en la apertura de un nuevo negocio en el estudio de viabilidad comercial se debería estudiar la posibilidad de un local que fuera Accesible desde el principio. Habría que hacerse algunas preguntas como:

  • ¿Está dentro de una zona con Intinerario Accesible?
  • ¿Existe transporte o aparcamiento público Accesible cercano?
  • ¿Existe diferencia de altura entre el local y la acera?

Partiendo de esta última pregunta, lo ideal es tener un acceso a la misma cota que el acerado, no existiendo ningún resalte. Las alfombrillas o felpudos deberían estar enrasados al nivel de pavimento y anclados para que no se suelten, teniendo cuidado con el material que se elige.

La elección del pavimento dependerá del diseño estético del local, pero el tratamiento superficial será diferente si la entrada se hace desde la calle o el local está dentro de un centro comercial que esté techado.

¿Qué ocurre si en el acceso al local existe diferencia de cota?, es decir, que existen escalones. Siempre se deberá buscar la solución más idónea para cada caso.

La entrada es fundamental para el negocio ya que debe invitar al cliente a pasar. Una entrada amplia es más agradable que una puerta pequeña y además pesada.

Si las medidas de la fachada no admite una entrada amplia, el mínimo que se debería poner sería una hueco de 80 centímetros (entendiendo que el local es pequeño y tiene poca fluencia de público).

Hay que tener cuidado con las puertas de vidrio sin carpintería, porque son un peligro para aquellas personas que no ven bien. Para ello es necesario diseñar unos vinilos, por ejemplo, acordes a la estética del local y en algunos casos a las normativas autonómicas.

Las puertas deberán ser fáciles de usar y ligeras sin son manuales. Un uso muy recomendable son las puertas automáticas o mantener las puertas abiertas para los comerciantes con una afluencia media-alta de público. Una dimensión mínima en estos casos podría ser de un hueco útil de 1,50 x 2,20 metros.

Autor: Raúl Ruano Ruiz. Arquitecto Técnico. Ingeniero de la Edificación. Especialista en Accesibilidad

En Arquitectura y Diseño Accesible le asesoramos para que su negocio sea estética y funcionalmente atractivo y Accesible a todo el público.

Licencia de Creative Commons
Imágenes y texto: Por un comercio Accesible by www.diseñoaccesible.es is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s